¿Qué significa la inversión ética?

Asesoramiento en Inversiones, Diario
Qué significa la inversión ética
Share On Facebook
Share On Twitter
Share On Google Plus
Share On Linkedin
Share On Pinterest
Contact us

 

La inversión ética, también conocida como inversión socialmente responsable (ISR), se caracteriza por aplicar criterios sociales y medioambientales, además de los tradicionales criterios de inversión. Una de las principales apuestas de este tipo de inversiones es la transparencia, esencial para asegurar que realmente se cumplen los principios de la inversión ética. Este tipo de inversores evitan las compañías que trabajan con armamento, alcohol, tabaco o apuestas.

Los criterios positivos que un inversor ético puede buscar son: un buen expediente de seguridad, actividades honestas, control de la contaminación y una política de empleo con igualdad de oportunidades. Generalmente, el inversor o el gestor de fondo elige compañías que tienen el potencial para ayudar al medioambiente y que también puedan generar ingresos. Las investigaciones demuestran que la biodiversidad y la contaminación del clima son las principales preocupaciones de los inversionistas éticos. Lejos de comprometer sus ganancias, los cambios de patrones de compra de los inversores, demuestra que es posible tener lo mejor de ambos mundos.

Normalmente, las inversiones éticas se canalizan a través de fondos de inversión. Existen dos tipos de fondos de inversión socialmente responsables:

  • Fondos éticos: La selección de activos se realiza en función del cumplimiento de una serie de requisitos éticos, muy ligados a la responsabilidad social corporativa.
  • Fondos de inversión solidarios: Destinan una parte de sus beneficios a la financiación de proyectos sociales o de desarrollo a nivel nacional (inversiones en pequeñas empresas cuya actividad es positiva para la comunidad), o en países pobres a través de microcréditos.

Desde abril del año pasado también encontramos la Bolsa Social, una plataforma dirigida a empresas e inversores con valores éticos. Se encarga de seleccionar empresas que produzcan un impacto positivo constatable en la sociedad y el medioambiente, para ponerlas en contacto con inversores que apuesten por dichos valores.

Desde que comienza la campaña y durante un periodo de 2 meses, podrás realizar su inversión a través de la plataforma en el capital de las empresas que publican. Cada empresa tiene un objetivo de capital mínimo y máximo, que corresponde a un porcentaje del capital de la empresa. Si se alcanza el objetivo de financiación, la Bolsa Social formaliza la ampliación de capital en nombre de todos los inversores, y desde ese momento podrás participar como socio en la marcha de las empresas en las que hayas invertido. Un pacto de socios protege los derechos de los socios inversores de la Bolsa Social.

La gente evoluciona, el mundo se mueve y el sector financiero no va a ser una excepción. Empieza a invertir y siéntete mejor persona

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *