Diario, Fondos de inversión

Fondos de inversión: Malas prácticas de las redes de distribución

La semana del 9 de noviembre la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) difundía una comunicación en la que denunciaba graves prácticas generalizadas por parte de las gestoras de fondos de inversión a la hora de comercializar sus productos, y dar información que puede inducir a error entre los posibles inversores. El comunicado se resume en siete malas prácticas:

  • Entidades que incluyen datos de rentabilidades históricas obtenidas con anterioridad a un cambio sustancial de la política de inversión de la IIC.
  • Entidades que ofrecen información insuficiente, dado que únicamente difunden rentabilidades históricas correspondientes al último año, o al año en curso.
  • Entidades que incluyen datos sobre rentabilidades históricas acumuladas para periodos superiores al año.
  • Entidades que destacan los elementos positivos sin informar de los riesgos asociados a la inversión en IIC.
  • Entidades que incluyen la rentabilidad como el elemento más destacado de la comunicación (en ocasiones, con un tamaño de letra más grande y en color rojo).
  • Entidades que incluyen en la web comentarios ampliamente destacados que puedenconsiderarse poco claros o engañosos.
  • Utilización de simuladores o vídeos que calculan una rentabilidad potencial que se obtendrá en el futuro, en base a la rentabilidad histórica obtenida por la IIC desde su constitución.

Todas estas prácticas erróneas detectadas por la CNMV deberían ser sancionadas debidamente dentro de sus funciones como regulador y supervisor que es, puesto que las entidades distribuidoras son las que tienen una relación última con el inversor, que por lo general acude a su entidad y tiene un perfil de ahorrador, más que de inversor, y al cual se le informa poco y mal en muchos casos.

A este afán de colocar el producto (fondo de inversión de la campaña de turno), se une la poca formación de los empleados de banca en nuestro país sobre aspectos técnicos de productos financieros complejos que comercializan a muchos clientes, independientemente de su perfil y de la cuantía a invertir (para algunos supone diversificar y para otros su única inversión).

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *