Fondos de inversión: nueva guerra comercial con Boeing como protagonista

Diario
fondos de inversión
Share On Facebook
Share On Twitter
Share On Google Plus
Share On Linkedin
Share On Pinterest
Contact us

En un capítulo más de la guerra comercial que mantiene en vilo a los mercados y a los gestores de fondos de inversión, EEUU ha amenazado con imponer sanciones a la UE después de que la Organización Mundial del Comercio (OMC) haya dictaminado que Airbus recibió subvenciones públicas de manera ilegal para desarrollar aviones de pasajeros, repercutiendo negativamente en las ventas de Boeing.

La decisión final reafirma el hallazgo en 2016 que la Unión Europea no eliminó una serie de subvenciones a dos modelos de avión de Airbus, cerrando así un largo encausamiento comercial. El litigio se añade a la ya existente tensión entre EEUU y Europa, hace no mucho aliados comerciales, desde que el presidente Donald Trump anunciase aranceles al acero y al aluminio y decidiese retirar su apoyo al acuerdo nuclear con Irán poniendo en juego 40.000 millones en ventas de aviones.

Lo que viene ahora

La próxima etapa de esta batalla y que más preocupa a los gestores de fondos de inversión será sobre la cuantía de los aranceles que EEUU podrá imponer para compensar la pérdida en sus exportaciones. La OMC no puede forzar a países o a compañías a cancelar pagos que violen los tratados comerciales pero puede autorizar medidas de represalia para presionar a los gobiernos a cumplir con sus reglas.

La decisión de la OMC reafirmó la resolución inicial que establecía que tanto Francia, Alemania, España como Reino Unido fallaron a la hora de remediar las ayudas al A380 de Airbus, distorsionando el mercado. El bloque agravó el problema con préstamos por debajo del mercado destinados al desarrollo y construcción de la aeronave A350. Esta financiación afectó a las ventas de los modelos 747 y 787 de Boeing.

El impacto que tendrá sobre los fondos de inversión

La cuantía de los aranceles que EEUU podrá imponer vendrá determinada por un proceso de arbitraje de la Organización Mundial del Comercio y se basará en el “daño” anual que ha supuesto a EEUU y a Boeing, estimado, según el Gobierno de EEUU, en un rango entre 7.000 y 10.000 millones de dólares al año.

Airbus, por su parte, comunicó que tomará medidas para que sus ayudas cumplan con la decisión y predijo que las posibles sanciones serán mínimas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *