Gestoras

Deuda emergente desde un enfoque sostenible

La deuda local de los mercados emergentes presenta rendimientos más elevados que los productos de renta fija convencionales, especialmente en un entorno de tipos de interés bajos como el actual. Además, constituye una buena herramienta de diversificación para las carteras tradicionales de bonos.

La deuda de los países emergentes suele ofrecer unos rendimientos más elevados en comparación con los mercados desarrollados. Los beneficios pueden compensar la volatilidad de las divisas. Estos activos cuentan con un perfil atractivo riesgo-retorno, ya que en el largo plazo la deuda soberana emergente ha demostrado que puede ofrecer rendimientos más elevados con un riesgo limitado, en comparación con otros tipos de activos como la renta variable global.

El rating de muchos países emergentes ha mejorado a lo largo de los últimos años, gracias al fuerte crecimiento económico y a las políticas de los bancos centrales, y muchos de ellos cuentan con grado de inversión. Por el contrario, la calificación de muchos mercados desarrollados se ha deteriorado desde la crisis financiera. Asimismo, los datos prueban que, debido a las diferentes situaciones económicas de los distintos mercados emergentes, la trayectoria de sus bonos está relativamente decorrelacionada respecto a los mercados desarrollados.

Para beneficiarse de las ventajas que presenta la deuda soberana emergente, Degroof Petercam AM cuenta con Petercam L Bonds Emerging Markets Sustainable. El fondo, que cumplió tres años el pasado mes de abril, invierte en deuda soberana de países emergentes, principalmente en divisa local, pero también en divisa fuerte.

Dentro de la estrategia, la vigilancia de los países emisores de deuda permite invertir con sostenibilidad y puede generar retornos extra. La selección de bonos combina en un enfoque único el análisis financiero con un filtro de inversión socialmente responsable que excluye o limita la exposición de acuerdo a criterios de democracia, medioambiente, salud, educación, etc. El resultado es una selección atípica de países que excluye a emisores como Rusia o China.

El fondo, calificado con cinco estrellas Morningstar, acumula una rentabilidad del 13,11% desde el comienzo de 2016 y una media anualizada del 7,82% a 3 años. La cartera, que incluye en torno a 50 títulos, es constantemente vigilada y, si es necesario, se ajusta a la evolución del mercado siguiendo unas estrictas directrices.

Petercam L Bonds Emerging Markets Sustainable presenta además un track-record sólido, superando el rendimiento de los mercados incluso en los periodos más complicados, como en 2013, cuando la Reserva Federal decidió acabar con su programa de flexibilización cuantitativa (QE). También superó los resultados del mercado durante la fuerte subida que experimentó la deuda de mercados emergentes en 2014.

Thierry Larose

Thierry Larose, gestor de Petercam L Bonds Emerging Market Sustainable

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *