Gestoras

Elecciones en India: elecciones y agenda de reformas

Se avecinan elecciones generales en la India. Los mercados han experimentado el impacto de las fluctuaciones en las encuestas en los apoyos para el primer ministro reformista Narendra Modi. ¿Deberían los inversores tomar nota?

A principios de este año, mientras que otros mercados asiáticos subían, el MSCI India se enfrentaba a ciertas dificultades para avanzar debido a que los inversores temían un resultado electoral decepcionante. Sin embargo, estos miedos se han reducido algo en las últimas semanas. La reciente disputa con Pakistán ha favorecido al actual presidente Modi, que sigue presentándose como la opción del «hombre fuerte». Las recientes alzas en los mercados reflejan el creciente optimismo de que Modi y su Partido Bharatiya Janata (BJP) volverán al gobierno con un mandato lo suficientemente fuerte como para continuar con su agenda de reformas.

Por supuesto, los acontecimientos políticos como estos no son fáciles de predecir. En nuestra opinión, incluso aunque se produzca un cambio de gobierno, el programa de reformas no tendría por qué frustrarse. Los cambios que se han producido bajo el mandato de Modi, como el código de insolvencia y quiebras o el impuesto sobre bienes y ventas, no han hecho más que empezar a apreciarse. Si bien es incuestionable qué se puede hacer más, es probable que la economía de la India vea durante algún tiempo los beneficios de las reformas que ya están en marcha.

Dicho esto, preferimos que nuestra cartera no se vea afectada por los acontecimientos políticos. Nuestro objetivo es encontrar empresas que lo hagan bien a pesar de las políticas del gobierno y no por ellas. De esta manera, la acción del gobierno se convierte en algo deseable, pero no en una necesidad para el crecimiento.

Aunque la economía india ha crecido a un ritmo razonable (+7%) durante varios años, la suerte ha sido diversa entre las empresas. En nuestra opinión, está claro que el crecimiento más atractivo es el de las compañías centradas en el crecimiento de la economía doméstica y, en particular, en el gasto del consumidor. Este aumento se sustenta en una población joven y en una clase media en expansión. Se espera que el gasto total de los consumidores en la India alcance 3,1 billones de dólares en 2030, desde 1,4 billones de dólares de 2017, según un estudio del Foro Económico Mundial. Casi el 60% de este incremento procederá de la nueva clase media del país.

Las empresas con poder de fijación de precios y balances fuertes estarán bien preparadas para prosperar en ese entorno. The India Fund, Inc (Aberdeen Standard Sicav I – India Equity Fund) es accionista de Hindustan Unilever, por ejemplo. La empresa ha aumentado sus volúmenes de ventas en los últimos años de manera consistente en línea con el crecimiento del gasto de los consumidores indios.

Creemos que los bancos también deberían beneficiarse de esta tendencia. En nuestro caso, sólo invertimos en entidades del sector privado bien capitalizadas que prestan a la creciente clase media y que están ganando cuota de mercado a expensas de bancos gubernamentales ineficientes y con restricciones de capital. A raíz de la quiebra de IL&FS, el endurecimiento de la regulación financiera y de liquidez también ha provocado una reducción de la competencia que ejercía la banca en la sombra. Por ejemplo, la inversión de crédito del HDFC Bank, que también forma parte del fondo, crece a un ritmo de más del 20%. Cuando el ambiente se complica, las entidades que tienen activos más fuertes brillan más.

El cemento es nuestra forma preferida para aproximarnos a la inversión en infraestructuras y los precios de este material aumentaron en febrero. Aunque todavía no se ha producido una recuperación generalizada, sí que existen focos de mejora de la demanda. A pesar de que puede parecer un sector poco interesante, se trata de una industria que está orientada hacia algunas de estas fuertes tendencias económicas y de consumo, como el desarrollo de infraestructuras y la vivienda asequible. Las empresas importantes, junto con los grupos inmobiliarios, también deberían beneficiarse de las reducciones de impuestos y de los tipos de interés. En nuestra cartera tenemos compañías como Ultratech Cement, Shree Cement y Asian Paints.

La reciente debilidad del mercado bursátil indio ha hecho que las valoraciones bajen hasta niveles más razonables. El país está bien aislado de los efectos negativos de las tensiones comerciales mundiales. Desde el punto de vista estructural, su gran economía, basada en el consumo interno, se encuentra en una buena posición para resistir los choques externos. El crecimiento sigue siendo convincente, respaldado por una población joven y una clase media en expansión. Los bajos y estables precios del petróleo también son favorables. Dado que es poco probable que las elecciones causen perturbaciones significativas, los inversores pueden concentrarse en el brillante futuro de la India.

Autor: Adrian Lim, Director de inversiones de Aberdeen Standard Investments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *