Diario

Fondos de inversión: ¿Qué es el VIX?

fondos de inversión

Si eres partícipe en fondos de inversión habrás escuchado o leído en algún momento sobre el VIX o, como suelen llamarlo, el indicador del pánico.

¿Qué es el VIX?

VIX es el ticker o símbolo de cotización del CBOE Volatility Index (Chicago Board Options Exchange), que es el índice de volatilidad del mercado de opciones de Chicago, el mayor mercado de opciones de EEUU. Se inició en 1993, sus futuros se empezaron a cotizar en 2004 y sus opciones en 2006.

Mide la volatilidad a corto plazo (30 días) de los precios de las opciones del índice S&P500 tomado de un rango de opciones call (compra) y put (venta).

¿Para qué miden el VIX algunos fondos de inversión?

El VIX suele indicar el nivel de confianza o miedo de los inversores y por ello su nivel de tolerancia al riesgo pero debería ser llamado, en vez del indicador del pánico, el indicador de incertidumbre ya que para lo que realmente se usa es para predecir el nivel de volatilidad esperable del mercado. Si el VIX está por encima de 30 se considera indicador de alta volatilidad. Si por el contrario el VIX se sitúa por debajo de 20, se considera que indica niveles de baja volatilidad.

Como dato curioso cabe destacar que el valor de cierre más alto de este índice se alcanzó el 20 de noviembre de 2008, en el punto álgido de la crisis financiera, con un 80,06.

¿Qué es la volatilidad en fondos de inversión?

La volatilidad es una medida de frecuencia e intensidad de los cambios en el precio o valoración de un activo y se usa para cuantificar el riesgo de dicho activo.

Críticas al modelo

El VIX ha recibido numerosas críticas como instrumento de predicción de volatilidad ya que argumentan que lo que realmente mide es el precio actual de las opciones del índice. Los críticos explican que pese a su compleja y sofisticada composición los resultados obtenidos por este tipo de indicadores no difieren mucho de modelos más simples como la volatilidad histórica.

¿La volatilidad es mala?

El aumento o decremento de la volatilidad no debería en sí ser considerado ni malo ni bueno ya que hay que tener en cuenta varios factores de los que solemos en hablar en Feelcapital a menudo, que son: el nivel de tolerancia al riesgo del inversor, su rentabilidad esperada y el horizonte temporal de dicha inversión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *